Un día en los Centros de Desarrollo Infantil: entre la contención y la educación

Funcionan solamente en el turno mañana y reciben a más de 30 niños desde los 45 días de edad hasta los 3 años. Todos tienen el mismo fin, acompañar a las familias en el crecimiento de los más chicos. Informaron que las inscripciones están abiertas durante todo el año.

Un equipo de Agencia de Noticias San Luis (ANSL) visitó por un día a tres Centros de Desarrollo Infantil (CDI) de la ciudad: ‘Arco iris I’ y ‘Arco Iris II’ ubicados en el barrio Amppya y Despertar que funciona en el barrio Policial Nuevo, para conocer el funcionamiento de cada uno y saber cuán importante es el rol de estos jardines maternales dentro de las familias sanluiseñas.

El edificio de ‘Arco Iris I’ está ubicado en las calles Riobamba y Martín de Loyola en el barrio Amppya y abrió sus puertas en 1987 como un jardín maternal. Actualmente, funciona solamente en turno mañana y tiene una matrícula de 65 niños desde las 7:00 hasta las 14:00.

En general, todos los CDI tienen tres salas que están distinguidas con un nombre y tiene las comodidades de acuerdo a la edad de los niños que asisten. Por ejemplo, en ‘Arco Iris I’, el lugar donde están los alumnos de 45 días hasta un año inclusive se llama ‘Pollitos’.

Allí cada bebé tiene casi la misma comodidad que en su casa: hay cunas, andadores, cochecitos y sillitas. Durante la visita, el equipo de Agencia pudo presenciar el momento en el que los niños comenzaban a tener la primera comida que brinda el jardín: un desayuno.

La coordinadora del Centro, Nilda Lucero señaló que el objetivo principal que tiene el jardín es ayudar a las familias que, cuando trabajan, tengan la tranquilidad de dejar a sus hijos en un lugar lleno de amor, comprensión y enseñanza.

“Acá asisten nenes que sus madres son solteras y trabajan o estudian, también familias que trabajan durante la mañana y deben traer a sus hijos acá porque no tienen la posibilidad de pagar una niñera o llevarlos a un jardín privado”, contó la profesional.

Los niños realizan actividades donde mezclan la educación, pero también el juego y durante la jornada reciben un desayuno y almuerzo. “Así los contenemos para que las familias puedan asistir a sus obligaciones sin tener que preocuparse por sus hijos”, dijo Lucero.

La segunda visita fue en el CDI ‘Arco Iris II’, que fue inaugurado por el gobernador de San Luis, Claudio Poggi, hace un poco más de una semana. La coordinadora, Jenny Videla contó que actualmente asisten 34 niños al establecimiento.

“Tenemos un cupo de 40 niños y ya se inscribieron 34. Estamos felices porque nos fue muy bien en nuestra primera semana de adaptación y la asistencia fue casi perfecta, no nos imaginamos que en tan poco tiempo tuviéramos casi lleno el CDI”, dijo Videla.

Por otro lado, Videla contó que todavía no tuvieron la experiencia de comenzar a cuidar a niños desde los 45 días de edad, pero la sala más concurrida es la de dos años con 15 alumnos. Las demás cuentan con 11 niños y dos bebés.

Por ser la primera semana de adaptación que tuvo el jardín y los alumnos, lo padres tuvieron la oportunidad de presenciar algunas clases e incluso comenzar la experiencia de escolarización de sus hijos.

La última visita fue en el CDI ‘Despertando’, ubicado en el barrio Policial Nuevo. Funciona en la zona hace 36 años y actualmente recibe a 44 niños solamente en el turno mañana.

El recorrido fue pasadas las 10:30; cada sala estaba en un mundo de aprendizaje, bailes y juegos educativos, hasta la hora del almuerzo. Y el edificio además de estar adornado de muchos colores, tiene un gran SUM donde los alumnos además de tener actos, pueden tener sus recreos.

La coordinadora, Gabriela Pedernera contó que trabaja en los jardines maternales hace 20 años y el objetivo principal que tiene el CDI y todo el equipo directivo, es dedicarse al desarrollo sano de cada niño que asiste al cuidado de ellas.

“También le brindamos apoyo a las familias para que tengan un espacio seguro para dejar a sus hijos cuando trabajan o estudian. Acá los chicos desayunan, almuerzan y hacen actividades. Este es un espacio pedagógico también”, contó.

Para cerrar, Pedernera describió a ‘Despertando’ como su segunda casa. “Hace veinte años que trabajo con ellos, o sea que para mí es como mi casa, es mi familia; disfruto venir a trabajar, el cariño de los chicos, ver cómo trabajan las seños, su compromiso. Y también sentirme parte de esto que es como me siento realizada en esto”, dijo Gabriela.

Compartir

Ultimas Noticias

SEGUI LEYENDO
ARTICULOS RELACIONADOS